Testimonios YOGA para EMBARAZADAS

COMO EL YOGA ME AYUDO EN MI PARTO

Varias alumnas de nuestro centro y madres en su fase de posparto nos cuentan cómo la práctica de Yoga les ayudó durante su parto:

ANGELA Y DIEGO (4 meses) – 2013

Angela y Diego 3meses

1- Durante el embarazo, ¿en qué momento empezaste a practicar yoga y porqué?

Practicaba yoga en el centro Prema Devi antes de quedarme embarazada así es que en cuanto supe que lo estaba, seguí con las clases de yoga para embarazadas sin pensarmelo!

2- ¿Qué empezaste a experimentar? ¿Qué beneficios notaste?

Los beneficios fueron tanto físicos como mentales.

Fisicamente : me ayudo a mantener buenas posturas en mi día día, me alivio dolores típicos del embarazo, conseguí mantenerme todo lo agil que una puede durante su embarazo!

Mentalmente : aparte del estado de relajación y serenidad que uno gana practicando yoga, el poder compartir esta práctica con otras futuras mamas es muy bonito. Conforme van pasando los meses, una se siente muy arropada y apoyada por el grupo.

3- ¿Te ayudó esta práctica previa de yoga durante el parto? ¿De qué forma?

Sí, en prepararme y proyectarme de manera positiva en el momento del parto. Sentirme serena me ayudo mucho a afrontar el dolor.  La práctica de la respiración fue muy importante para mi durante el parto, diría que lo que más. Tuve muy presente en cada contracción el “Respira hacia tu bebe” que practicamos en el yoga.

4- Y el bebé, ¿crees que se ha beneficiado también? ¿De qué forma?

Por supuesto : una madre relajada le transmite más bienestar al bébé que cuando está estresada. Sentirme mejor en mi cuerpo y en mi mente seguramente benefició a mi bébé.

5- Si te volvieras a quedar embarazada ¿volverías a practicar yoga? ¿Y lo recomendarías?

Sin duda… Aunque creo que ya me planto con mi hijo de 4 meses y mi hija de 3 años. También practiqué yoga para embarazada durante mi primer embarazo y lo recomiendo a todas…

SARA Y DARIO (12 meses) – 2013

Sara y Dario 1 año

1- Durante el embarazo, ¿en qué momento empezaste a practicar yoga y porqué?

Comence a prácticar yoga a partir del tercer mes de embarazo. En un principio empece las clases de yoga con la finalidad de relajarme, pero con el tiempo las clases me aportarón mucho más que relajación.  (Tuve un aborto anterior y cuando volví a quedarme embarazada me sentía muy nerviosa).

2- ¿Qué empezaste a experimentar? ¿Qué beneficios notaste?

Mi experiencia con el yoga en el embarazo fue fántastica. De hecho repetiré en mi próximo embarazo cuando decidamos darle un@ hermanit@ a Darío.

Acompañamiento emocional: Eramos varias embarazadas las cuales compartiamos dudas, miedos y nuestra vivencia personal con el embarazo. Durante las clases era como estar rodeadas de un aura especial de calma y relajación. Sentía que estaba realizando los ejercicios pensando en mi bebe, conectando con él. De hecho noté las primeras pataditas de Darío a las 18 semanas de embarazo al final de una de las clases.

Y fisicamente me ayudó en la mejora de la flexibilidad y en trabajar con posturas que evitarán molestias tipicas de un embarazo como es el dolor de espalda y mejora de la circulación. Me gustarón mucho los ejercicios dirijidos a la flexibilidad de la pelvis que realizabamos con pelotas.

3- ¿Te ayudó esta práctica previa de yoga durante el parto? ¿De qué forma?

La práctica del yoga mas bien me ayudó sobre todo en las contracciones (la fase de dilatación) más que en el expulsivo. Durante la dilatación puse en práctica la respiración aprendida para intentar sobrellevar el dolor y estar mas relajada (enfocaba mi concentración en como debia de respirar así evitaba pensar en el dolor). En la última fase de la dilatación era
mi propio cuerpo el que me marcaba la manera de respirar ya que el dolor es mucho más intenso y es dificil
poder mantener la concentración.

4- Y el bebé, ¿crees que se ha beneficiado también? ¿De qué forma?

El bebé siempre se beneficia de las experiencias positivas de la mamá. Si su mamá está bien y se siente bien, el bebé también lo está y el yoga te ayuda en este sentido.

5- Si te volvieras a quedar embarazada ¿volverías a practicar yoga? ¿Y lo recomendarías?

Sí. En mi próximo embarazó volveré a practicar yoga. De hecho intentaré volver a prácticar yoga incluso antes (cuando pueda sacar un poquito de tiempo). Lo recomiendo totalmente. Una experiencia maravillosa tanto a nivel físico como emocional. Además el que la profesora sea mamá y doula todavía lo hace mas recomendable.

SILVIA Y MARC (14 meses) – 2013

Silvia y Marc 2-3 semanas

1- Durante el embarazo, ¿en qué momento empezaste a practicar yoga y porqué?

Para mi fue un acierto asistir. Primero, porque me dió la posibilidad de estar activa durante el embarazo, compartir las experiencias con futuras mamis (anhelos y miedos) y porque me sirvió mucho para aprender a relajarme, centrarme en mi propio cuerpo y en las sensaciones que tenía cuando sentía a mi bebe dentro de mi.

Yo empecé en la semana 23 de embarazo. La verdad es que, para aquel entonces, ya tenía bastante tripita y algunos de los ejercicios que practicábamos me costaban un poquito. Además, yo nunca había practicado yoga antes y mi vida siempre ha sido bastante sedentaria.

2- ¿Qué empezaste a experimentar? ¿Qué beneficios notaste?

El practicar yoga me ayudó mucho y determinados ejercicios me eran muy positivos y los repetía en casa. Practicaba la respiración, los ejercicios con la pelota, el canto y sobre todo, los ejercicios de respiración (sobre todo la respiración vocálica). Me llegaba a relajar tanto que, a veces, me quedaba casi dormida.

Había algo que me decía que esa técnica me ayudaría durante el embarazo y el parto. La vibración me relajaba a mí y también a mi bebe, que durante ese periodo de tiempo se mantenía tranquilito dentro de mí.

3- ¿Te ayudó esta práctica previa de yoga durante el parto? ¿De qué forma?

Y llegamos al parto… Las técnicas de respiración de la preparación al parto, me sirvieron bien poco. No dudo de su utilidad, pero para mí no sirvieron… No encontraba la postura y tampoco el ritmo de la respiración y cada vez me estaba poniendo más nerviosa hasta que decidí sentarme en posición de yoga y empezar a respirar como lo hacíamos en clase – con la letra AAAAA. Simultáneamente a las contracciones, mi marido me iba masajeando entre el coxis y los riñones (tal y como aprendimos en el taller de Yoga y Parto en el centro Prema Devi). A partir de ahí, todo cambió y aunque, el dolor no pasó, si pude controlar mi ansiedad y centrarme en superar cada contracción.

Bueno, aquí he de decir que esto me costó un disgusto con mi matrona, quien no estaba de acuerdo con la posición que había adoptado, pues le dificultaba la monitorización. “Para mí lo primero es el bebe”, me dijo. Yo le respondí que en eso estábamos de acuerdo, pero que si existía la posibilidad de estar en una posición que me permitiese mitigar ” un poco” el dolor, por qué no iba a poder hacerlo…

La verdad, es que gracias al yoga mi percepción del dolor y del tiempo que estuve de parto es positiva.

Di a luz a Marc en el Hospital la Fe, el 3 de agosto de 2012 a las 23:05, tras 16 horas de parto. El parto fue vaginal y con epidural. El plan de parto no fue respetado, pero la verdad cuando vi la carita de mi hijo nada me importó.

4- Y el bebé, ¿crees que se ha beneficiado también? ¿De qué forma?

Creo que también le ha aportado calma. Todavía me asombro al recordar cómo tras nacer, ya en la habitación, Marc se calmaba cuando escuchaba vibrar mi voz al emitir una respiración con ” AAAAAAAAAA”, al igual que hice durante el parto y  hacíamos en las clases de yoga. Hoy en día (con 14 meses) sigue relajándose cuando escucha la vibración de mi tarareo.

5- Si te volvieras a quedar embarazada ¿volverías a practicar yoga? ¿Y lo recomendarías?

En el caso de volverme a quedar embarazada volvería , sin dudarlo, a practicar de nuevo yoga y no sólo recomendaría a otras personas que lo practicaran, sino que cuando tengo la menor oportunidad cuento mi experiencia y les insisto en lo practiquen.

Bueno, espero que mi experiencia pueda servir a otras futuras mamis que se van a enfrentar a la maravillosa experiencia de ser madre.

INMA Y ROBERTO (5 meses) – 2013

Inma y Roberto - 5 meses

1- Durante el embarazo, ¿en qué momento empezaste a practicar yoga y porqué?

Empecé a practicar Yoga durante el 2º trimestre (siguiendo las indicaciones de la profesora de yoga para embarazadas del centro Prema Devi, Sonia) para que me ayudara a relajarme y aprender a respirar mejor para el parto.

2- ¿Qué empezaste a experimentar? ¿Qué beneficios notaste?

Me sorprendió mucho como con una práctica tan suave y adaptada, notaba tantos beneficios a nivel mental, y también a nivel  físico, y a tan corto plazo. El Yoga me enseñó a saber mantener una actitud relajada y mentalmente calmada mientras físicamente el cuerpo realiza un trabajo consciente y controlado.

3- ¿Te ayudó esta práctica previa de yoga durante el parto? ¿De qué forma?

Sí, a relajarme en la dilatación y a saber respirar mejor, de una forma más efectiva.  Y no sólo durante el parto, incluso durante la amniocentesis apliqué la respiración de yoga para poder estar más tranquila y relajada!

4- Y el bebé, ¿crees que se ha beneficiado también? ¿De qué forma?

Seguro  que sí, pues la práctica de Yoga me aportaba mucho bienestar y mi bebé seguro que lo notaba también.

5- Si te volvieras a quedar embarazada ¿volverías a practicar yoga? ¿Y lo recomendarías?

Si, porque me ayudó mucho y lo recomendaría sin dudarlo!

Si has sido alumna de nuestro centro y quieres dejarnos tu testimonío, por favor, contáctanos en: soniapremadevi@gmail.com

Anuncios

Los comentarios están cerrados.